¿Sabes cómo conducir en la nieve?

Llega el invierno, y con él la bajada de las temperaturas, los temporales, las heladas, el viento… ¡y la nieve! La precaución al volante debe tomarse en cuenta durante esta época del año. En este artículo te damos los consejos prácticos para desenvolverte al volante en carreteras nevadas y evitar así ciertos riesgos tales como la mala visibilidad, la baja adherencia y las bajas temperaturas.

 

Indicaciones previas antes de subir al volante

 

Tener en cuenta la previsión meteorológica: te ayudará a trazar la ruta con antelación y a equipar tu vehículo con todo lo necesario.

Puesta a punto de tu coche: comprobar que todos los líquidos del coche se encuentran en los niveles adecuados, además del anticongelante, la dirección del coche y los frenos .

Neumáticos de invierno: su dibujo tendrá al menos una profundidad de 1,6 mm, una condición que te ayudará a evitar los deslizamientos.

Cadenas: aprende cómo ponerlas con antelación para evitar sorpresas de última hora.

 

Pautas para conducir sobre la nieve de forma segura

 

1 Para iniciar la marcha en segunda en vez de en primera in apenas acelerar y jugando con el embrague para que no se cale el coche.

2 Además debes iniciar la marcha con las ruedas rectas

3 Mantener una velocidad uniforme

4 Aumentar la distancia de seguridad.

5 Si lo que queremos es reducir la velocidad, debe hacerse con mucha suavidad sobre el freno

6 Encender siempre las luces y señalizar perfectamente nuestra posición en caso de estar inmovilizados.

7 Ser previsores es fundamental e ir equipados.